PREFECTURA DE SANTO DOMINGO DE LOS TSÁCHILAS

Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.

OPORTUNA INTERVENCIÓN MÉDICA PERMITE SALVAR LA VIDA DE ADULTO MAYOR

El trabajo en territorio que realizan diariamente los promotores del Área Social de la Prefectura permitió conocer la difícil situación médica por la que atravesaba un adulto mayor en estado de vulnerabilidad, logrando salvar su vida, gracias a una oportuna intervención quirúrgica. 

Durante las visitas domiciliarias se constata situaciones familiares por las que atraviesan los usuarios de los Proyectos Sociales; en la mayoría de casos, son temas de salud que por situaciones económicas o desconocimiento no son tratadas de manera adecuada.

Es así como se llegó a conocer el caso de don Giovanni Mera de 90 años, padre de María Carreño, usuaria del Proyecto Mujer Emprendedora, quien cuida de él por su avanzada edad. La usuaria se encontraba preocupada por la situación de su padre, quien tenía diagnóstico de pie diabético y, en ese momento presentaba fiebre y malestar en la herida, a pesar de asistir a consultas médicas en un hospital público de la ciudad.

Conociendo esta situación, la Promotora Social Alison Salinas expuso el caso ante Ruisdael Aguilar, médico general del Centro Médico Social de la Prefectura, quien de inmediato acudió a la revisión médica domiciliaria del Adulto Mayor, encontrando una infección sistémica que producía una septicemia, derivando en una necrosis crónica en el pie izquierdo, situación que estaba agravando al paciente vulnerable.

De acuerdo a la valoración del galeno, el Adulto Mayor debía ser intervenido quirúrgicamente de inmediato, puesto que el cuadro infeccioso que presentaba era avanzado y riesgoso para su vida.

Mediante articulación con el área médica del Hospital General del IESS, y gracias a la asesoría médica que recibió su hija, se logró realizar el procedimiento quirúrgico en donde se amputó la extremidad izquierda del paciente.

A un mes de la cirugía, el Adulto Mayor se recupera de manera favorable y hace pocos días celebró sus 90 años. Esto gracias al trabajo articulado interinstitucional, que le permitió a don Giovanni terminar con los dolores constantes y continuar viviendo con salud en compañía de sus seres queridos.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir al contenido